lunes, 28 de noviembre de 2022

En dos patadas: Black Panther: Wakanda Forever

Con muchas reticencias fuimos mi media recepcionista y un servidor al cine porque la primera de Black Panther no es de nuestras favoritas de Marvel. He de decir que ambos salimos mucho más satisfechos con esta continuación. En mi opinión lo mejor de la cinta es la fuerza de Angela Basset, en VOSE se come con papas a todo el reparto, y de Lupita, a la que le tenían que haber dado muchos más minutos. Danai Gurira sigue demostrando, después de Michonne, que es de esas actrices ideales para papeles de acción con algo más que solo músculos y coreografías imposibles.

La presentación de Namor y toda la imaginería del mundo submarino me han gustado mucho y Ténoch Huerta destacable en su papel de antihéroe. Lo único que he de decir sobre esto es que ya cansa un poco el tema de restregarnos a los españoles el tema de la conquista, del resto del mundo se habla en genérico de colonizadores pero España tenía que aparecer como malísima de la muerte.

En definitiva, lejos de las mejores de la factoría marvelita pero un producto muy digno que se debe disfrutar en VOSE si se quiere ver el gran acierto que es que todo el cast afroamericano y africano suenen en inglés con acento. Los acentos molan.

miércoles, 23 de noviembre de 2022

El cuarto pasajero, ¿una buena comedia? Correcto

El cuarto pasajero no era lo que esperaban. Cuando decides viajar compartiendo coche te arriesgas a que tus compañeros de viaje no sean lo que dicen ser. Esta es básicamente la historia de esta película. Podemos imaginar la que se puede liar cuando alguno de los pasajeros no es trigo limpio, al final arrastra al resto del pasaje a vivir situaciones cuasi surrealistas. 

Creo que el elenco es muy bueno y destacaría el papel de Ernesto Alterio que lo borda como el mayor jeta del grupo. No menos puedo decir de Alberto San Juan que en el rol de anfitrión del automóvil parece no ver lo que se le viene encima además de querer darle un meneo para que sea honesto con sus sentimientos. 

He visto ya unas cuantas películas de Alex de la Iglesia y he de decir que me ha gustado bastante. Me he reído un montón y eso es lo importante. La recomendaría para pasar un rato divertido y disfrutar de muy buenas actuaciones. ¿Y mi compañero de viaje que dice?

Pues lo que digo cariño es que este viaje contigo y con Alex fue la rision... vamos que fue muy divertido; cosa que me alegró porque simpre tenemos nuestras pequeñas dudas con las películas de este director. No porque nos disguste su trabajo sino por el de más a menos que tienen casi siempre sus guiones.

Como bien dice mi amada esposa, creo que lo que hace grande a esta comedia son las interpetaciones. No es Ernesto Alterio santo de mi devoción pero aquí está magistral y me gustaría saber si alguno de los varios bofetones que da a lo largo del metraje fue real, porque lo parecían. Tampoco le tengo mucha fe a Blanca en el campo actoral pues me parece más bien mediocre pero aquí cumple, al igual que San Juan. Para mí el más flojo en este sentido es Rubén Cortada y mención aparte quiero hacer para un actor que se ha convertido últimamente en una de mis debilidades; lo que hace Carlos Areces en los pocos minutos en que tiene protagonismo le da un plus al film que no sé si otros habrían sido capaces de darle.


De la Iglesia logra una trama interesante de principio a fin, seguramente porque no hay demasiado donde rascar más allá de una historia romántica y de misterio bastante predecible, contada en forma de gags, a cada cual más hilarante y donde los secundarios aportan un realismo surrealista, no sé si me explico, que hacen que pienses que en el mundo de locos en que vivimos podría suceder algo así a poco que se den las circunstancias adecuadas. Muy recomendable para ir al cine a olvidarnos de todo.

sábado, 19 de noviembre de 2022

Cógeme si puedes, una experiencia única en la vida

Hoy vengo a hablar de algo muy personal: mi experiencia como concursante en en Cógeme si puedes, concurso de la televisión autonómica de Canarias.

Jamás me imaginé, siendo como soy de entrada y en las distancias cortas una persona introvertida, que sería capaz siquiera de presentarme a un casting de nada aunque siempre quise ver de qué sería capaz en un concurso. Mi madre, Petra, nos enganchó a mi mujer y a mi a este programa de sobremesa en el que siempre competimos contra los propios concursantes a ver cuánto sabemos. Sin eso y sin la estabilidad y la seguridad en mi mismo que me ha ayudado a tener Aurora, mi esposa, seguramente nunca me habría atrevido a dar el paso.

Pasado el casting, allá que me fui con mis compañeros (cinco concursantes y cinco días que se han emitido esta semana de lunes a viernes) con los nervios a flor de piel en la grabación, sobre todo de la primera entrega de las cinco. La paciencia y cariño del equipo ayuda a que a pesar de eso no te pille el miedo escénico como para quedarte bloqueado y, según transcurren las horas de grabación, vas estando más agotado pero también más suelto y más a gusto. Dani Calero, el presentador, es un maestro en hacer que el tiempo vuele.

En eso, en estar a gusto, ayudaron mucho los compañeros, Gabriel con su simpatía especialmente. Toni, un tipo de esos que merece la pena conocer y tomarse algo de tiempo para que te cuente anécdotas del mundillo en que se mueve, con tantos viajes a sus espaldas. La, sorprendentemente, fan del gore Clara; no me lo habría imaginado. Y qué decir de Tere, un amor de mujer y que me alegré mucho de que la experiencia le sirviera como le sirvió y ella sabe que no lo digo por lo que ganó económicamente.

Algo tendré que decir de qué tal me fue a mi. Cumplí mis dos objetivos principales, no ser eliminado nunca antes de la fase de los pulsadores y frikear con mis camisetas. Enamoré principalmente a la maquilladora con la de Dwight Schrute, y quién no caería ante esos encantos de Scranton.

También conseguí subir a lo más alto un día de los cinco aunque el bote estuvo lejos y encima con mi camiseta de El Equipo A, un clan del juego The Walking Dead No Man's Land, y saludar ese día a tres personas a las que no he podido conocer en persona todavía pero que llevan aguantándome a diario por Telegram desde hace ya tres años o así. En el juego más tiempo. Gracias Annibal, Mari y Tani por hacerme sentir más seguro de mi mismo en cosas como mi sentido del humor y mi frikismo.

Ahora quiero acabar con un ronda de agradecimientos:

A Radio Televisión Canaria por escogerme para el concurso a pesar de no ser de una de las islas capitalinas. 

Dani Calero, presentador del concurso, por su profesionalidad y su locura humorística que hizo más llevaderos los nervios y el agotador rodaje.

A Daida que estuvo pendiente de todos de principio a fin de manera virtual por Whatsappp y que, al menos por mi parte, intentamos hacer todo lo posible por evitarle amagos de infarto. Todo salió como tenía que salir y ella estuvo mucho mas relajada.

A Noelia, súper atenta conmigo todo su turno mientras grabábamos. Un placer charlar con ella lo poquito que se podía entre un día y otro. Sé que al final me perdonó mi monocromía. También a Itziar, su relevo, que siempre tenía una sonrisa en la boca para cada uno de nosotros. Y finalmente, perdón pero fui incapaz de quedarme con tu nombre, a la maravillosa maquilladora que nos tocó en suerte; con gente como tú, frikear con las camisetas mola mogollón.

Al resto del equipo porque también fueron muy agradables en las distancias cortas y por su profesionalidad.

Aquí les dejo un link donde ver los cinco programas por si tienen curiosidad:

Cógeme si puedes

jueves, 17 de noviembre de 2022

Voy a pasármelo bien, o igual no ehhh

No tenía yo demasiado interés en ver esta película, de hecho no fuimos al cine a verla. Quizás fuera porque  Hombres G me pillaron ya un poco mayor y porque se hicieron populares cuando yo vivía en el norte de Europa y su popularidad hasta allí no llegó. Pero estaba en una de las plataformas así que le dimos una oportunidad. 

Efectivamente como yo pensaba no me retrotrajo a mi adolescencia y aquellas canciones no me transmitieron gran cosa, solo conocía un par de ellas. Pero como lo que pretendemos es analizar la cinta en sí pues vayamos al turrón. Me ha parecido floja no, lo siguiente. Para mí ha sido como un quiero y no puedo, el argumento es pobre y algunas cosas me chirrían un poco. 

Una de las protagonistas adultas Karla Souza en el papel de Layla, me decepcionó sobremanera ya que la había visto en otros papeles en series norteamericanas y me había encantado pero en esta ocasión no transmite lo que seguramente se pretende. No me gustan las gamberradas/ delitos que los chavales llevan a cabo como si hacer eso fuera lo normal a esas edades. Se salvan las coreografías, las actuaciones de los chavales y poco más. No suelo ser tan dura con mis reseñas cinematográficas pero esta se me hizo bola. Seguramente para mi señor esposo que es un yogurin comparado conmigo es una cinta que le trae hermosos recuerdos de juventud. 

Pues si que me trae hermosos recuerdos de niñez cariño, principalmente porque crecí con Hombres G, pidiendo incluso sus casetes como regalo cuando llegaban las fiestas navideñas que están a la vuelta de la esquina. Tampoco voy a decir que fueron mi grupo favorito pero conocía bastantes de las canciones, por lo cual en el aspecto de musical que tiene el film, pude conectar con el mismo más que tú.

En cuanto a lo demás, me ha pasado con esta cinta algo similar a lo que me pasó con It y su segunda entrega pero más exagerado, esto es, la parte de los adultos me interesa poco o en el caso de la que analizamos aquí, nada. Mira que me gusta Raúl Arévalo y, como a mi amada esposa, Karla Souza me encantó en Cómo defender a un asesino, pero es que la química entre ellos es cero patatero y eso incluso se extiende a todo el reparto adulto, que como amigos de toda la vida no me los creo. O les falló la motivación o el guión. Es una opinión personal pero creo que con Alexandra Jiménez en el papel de Layla hubiera funcionado todo mucho mejor y no habría sido necesaria la trama mejicana.

Lo mejor, sin duda, de la película es la narración de la niñez de los protagonistas, donde los chavales se salen a mi parecer y te trasladan a esas épocas donde los amigos y los amores eran más de verdad de lo que serán nunca, o al menos es lo que piensa cuando eres un niño. Eso y algunas de las coreografías, se me hicieron bastante repetitivas, es lo que la salvaría de un suspenso para mí aunque hace ya mucho que no ponemos notas en nuestras habitaciones.

sábado, 12 de noviembre de 2022

En dos patadas: Los ojos de Julia

A veces te llevas sorpresas con el cine español, cada vez menos, y te encuentras con actrices como Belén Rueda, que pasó de humorista a protagonista de thrillers, demostrando un nivel que ya quisieran otras cuando se trata de hacer cine de género. Su interpretación, junto con la tensión que empieza desde el primer segundo de metraje y no te suelta hasta el último, es lo mejor de esta película. La dirección y el manejo de los sustos también rayan a un alto nivel, siendo la parte más floja, cuando nos acercamos al final, el guión. Le sobran un par de vueltas de tuerca innecesarias y sin demasiado sentido, lo cual no desmerece lo que hemos visto hasta esos instantes finales. El tema sangre/violencia va in crescendo hasta rozar el gore en los últimos minutos de metraje. 

Otra de las muchas muestras de este siglo de que en el cine patrio se sabe hacer mucho más que denuncia social, melodramas y comedias de medio pelo que abundaban tanto antes.

martes, 1 de noviembre de 2022

En dos patadas: El proyecto de la bruja de Blair

Comienzo estas críticas rápidas y cortas con una cinta que sigue manteniendo para mí la misma tensión que cuando la vi por primera vez en 1999. El subgénero "found footage" o "metraje encontrado" alcanzó otro nivel con esta película, que no fue la primera en recurrir a esta manera de contar las cosas pero sí la que mejor consiguió que la gente llegara a creerse que todo fue real. Sí que fue, no obstante, la pionera en aprovechar de verdad un internet en pañales para lo que conocemos hoy para viralizarse. Hay que reconocer el enorme mérito que tiene un logro así hace algo más de veinte años.
Quizá no te aterrorice pero si la ves con las luces apagadas como en el cine y en VOSE te pondrá los vellos de punta en cuanto te metas en la piel de los tres documentalistas. Tiene para mí unos últimos cinco minutos que no te dejan respirar y con un final icónico.



lunes, 31 de octubre de 2022

You're gonna die tonight y Gotas en un 2x1 de cortometrajes

Hoy escribo solo desde hace mucho para traerles mi opinión sobre dos cortometrajes de un director que me tiene ganado desde que vi "Tus gritos me dan risa", otro de sus cortos. Me parece que no puedo hacer menos que darle un lugar a ese arte tan difícil de condensar en pocos minutos una historia sea del género que sea y como adoro el terror y hoy, cuando se publique esto es Halloween pues, dos pajáros de un tiro. Vamos al grano pues.

You're gonna die tonight

Sergio es sin duda genial haciendo homenajes al género y aquí tenemos slasher a lo Scream con el agobiante home invasion tan de moda en los últimos años. El guión de Álvaro Fuentes (gracias al cual tenemos la Línea Z de Dolmen) denota unos conocimientos brutales sobre lo que es el cine de terror y lo que queremos los fans que nos sentamos a ver una historia sencilla pero que nos mantenga en tensión en la butaca o, en mi caso, en el sofá de mi casa. 
Los mencionados factores son: una scream queen a la altura, sorprendentemente en este caso una maravillosa Mónica Aragón (lo soprendente no es que lo haga bien sino verla en un rol como este) y unos psicokillers inquietantes, con unas máscaras más malrolleras que la cara con la que te levantas después de una noche de farra chunga. Un diez en ese aspecto.


A ello hay que unirle el amor por el detalle que siempre tiene Morcillo para redondear un corto que, podemos decir que no tiene nada nuevo pero que hace agradable visitar los lugares comunes y clichés del género sin un segundo de suspiro.
Si han visto anteriormente "Tus gritos me dan risa" también encontraran un guiño de Sergio a su propia obra. Todo queda en casa. Genial.



Gotas

El cortometraje más personal y original de Sergio es sin duda Gotas, del que, como nos adelantaba en esta entrevista Si las paredes hablasen: Sergio Morcillo, está en camino de convertirse en un largometraje.
Si he de ser sincero, no me extraña que le haya llegado esa merecida oportunidad de hacer su primer largo con Gotas porque el guión de Santiago Taboada le permite a Morcillo hacer algo que por fin es totalmente suyo y no uno de sus maravillosos homenajes al slasher, en lo cual es un maestro para mi gusto. Unas actuaciones aceptables de Patricia Arizmendi, en lo poco que la podemos ver, y de Marina Romero, a la que he visto criticar bastante en otros análisis de este corto. A mí me convence mientras que me falla más la voz que escuchamos al teléfono que veo al actor más planito.


La tensión que logra transmitirnos Sergio durante todo el metraje, que se me hizo demasiado corto aun siendo un corto, me parece lo mejor si hablamos de terror. El trasfondo de la historia da para hablar largo y tendido en mi opinión.


Para hacerles pensar un poco antes de que se vayan a ver los cortos en los links que les facilito, les dejo esta frase de King que es aplicable a ambos cortos en diferente medida:

Los monstruos son reales, igual que los fantasmas. Ellos viven dentro de nosotros y, a veces, ganan.



domingo, 30 de octubre de 2022

Black Adam, Dwayne nos devuelve al Hombre de Acero

Los superhéroes o anti héroes o héroes a secas están de moda. Poco a poco voy diferenciando los que son de Marvel o los que son de DC. Al principio me hacía un poco de lío, me sacaban de Superman o Spiderman y me sonaban todos a chino. Pero desde que estoy con Rudy no me ha quedado más remedio que ponerme al día. Así que no hay héroe que no se pasee ante nuestras retinas en la pantalla grande. 

Black Adam era uno de esos totalmente desconocidos para mí, sin embargo la película me pareció súper entretenida y Dwayne Jonhson me gustó mucho en ese papel. Creo que una de las cosas que podemos "aprender" es que nadie tiene un destino predeterminado, que cada uno se forja su propio destino y que cada uno decide lo que quiere ser, en este caso usar el poder que se te ha oncedido para hacer el bien o para hacer el mal y ser vengativo. 

El film no es que tenga grandes pretensiones pero entretiene y hace que te olvides por un rato de los problemas cotidianos que al fin y al cabo es lo que todos buscamos cuando vamos al cine. Y hasta aquí mi pequeña introducción. Ahora viene el héroe de mi casa que hará un examen un poco más concienzudo. 

¿Soy un héroe? No me corresponde a mí decirlo... pero sí. Intentaré estar a la altura de lo que mi esposa espera de mí con mi parte de esta crítica.

DC en el cine suele dar una de cal y otra de arena y para mí Black Adam es claramente una de arena; no en vano se desarrolla en gran parte en un país desértico... collejas pequeñas por el chiste malo por favor. Cierto es que profundidad en la historia y en los personajes no vamos a encontrar, salvo en el genial Doctor Fate, interpretado magistralmente por Pierce Brosnan y eso que es un actor que a mí no... no, pero aquí chapeau.

A otros personajes los conocía por las series de televisión de DC y me ha encantado el rollito cómico entre Atom y el Hombre Halcón, por no hablar de cómo se ha plasmado a Cyclone en pantalla y, como se dice hoy en día, la buena vibra que transmite Quintessa Swindell. También me volvieron loco los combates en los que está envuelto Adam, totalmente a lo Dragon Ball.


Ahora llega lo que a mí me vendió la película desde la primera noticia que tuve de ella: Dwayne Jhonson. Lo adoro. Para mí ha ocupado en el cine de acción un hueco que para mí estaba huérfano y es el de Arnold; además, Jhonson ha demostrado ser mejor actor y tiene ese toque de humor en muchos de sus papeles que a mi me entretiene de una manera que, cada película que estrena tengo que ir al cine. Si rematamos todo esto con una banda sonora de notable y que a los mandos está Jaume Collet-Serra, no necesito más para haber quedado completamente satisfecho.

P.D. En esta cinta, más que nunca, no se vayan antes de que acaben los créditos.




miércoles, 26 de octubre de 2022

Smile, pon tu sonrisa más terrorífica

Qué poco me gustan las películas de terror. Pero mi querido esposo tiene un enorme poder de persuasión y con unas gominolas para el cine me engatusó para ver este filme. Bueno lo primero que he de decir es... no ha sido para tanto. Supongo que estoy tan predispuesta al susto que al final no me asusto, de hecho solo salté de la butaca una vez. 

La trama es una vez más de esas que al final da para tertulia postfilm y de vuelta a casa íbamos dilucidando qué le ocurre a la protagonista y seguramente todas las opiniones son correctas. Creo que no destripo nada si digo que como la mayoría de las películas de terror la música juega un papel fundamental. Sin duda es una buena película de terror que te hace estar en tensión constante. En ocasiones me recordaba otras cintas del género por su argumento. 

Supongo que es difícil innovar y como he dicho en más de una ocasión todo está inventado. Aunque me pareció novedoso los giros de cámara dando una imagen invertida. Pero seguro que el Sr. Puratorio lo ha visto en más ocasiones y no me sorprendería nada que eso en la jerga cinematográfica tuviera un nombre. Te cedo la palabra mi amor y la próxima vez igual tiene que ser algo más que unas gominolas. 

Veo las gominolas cariño y subo unas tirmas y unos triskys. No te voy a pedir que me lo mejores mi amor, iguálamelo. Y ahora que creo que el soborno será suficiente, empecemos a destripar, siendo terror, qué menos la inquietante sonrisa que da nombre a esta cinta.

Todos los años tenemos varias de esas "La película más aterradora del año" y este 2022 no iba a ser menos. Spoiler alert: si a mi mujer no le ha parecido para tanto ya les digo, no es la más aterradora de los casi trescientos días que llevamos. Entonces pueden preguntarse quienes nos leen: ¿es una mala película de terror? La respuesta es sencilla, no.

Smile asusta en algunos momentos, te mete el mal rollo en el cuerpo en otros y casi todo el tiempo mantiene un desasosiego en el espectador que es lo que en el sentido de "dar miedo" tiene matrícula de honor esta producción. Como en la mayoría de sus género, los sustos de pantallazo o de subida de volumen están a la orden del día pero eso ya es ir demasiado a lo fácil y me cansa un poco lo recurrente que se ha vuelto.

Además del apartado sonoro, podemos decir que lo mejor de la película es sin duda la interpretación de Sosie Bacon, magistral, a la que acompañan unos escuderos que podrían, en mi humilde opinión, haber sido interpretados por casi culquiera. El peso de la cinta lo lleva ella en un 90%. 

Dejo para este final lo que me parece más destacable y lo que hace que puedas debatir al salir de la sala, esto es, el juego psicológico y de trilero que se marca el director y que puede hacernos pensar en cuánto de lo que acabamos de ver es o no real. Igual no mucha más gente lo ve así pero para mí es obvio que esa dicotomía realidad/alucinación es posible.

lunes, 24 de octubre de 2022

Shazam, una palabra que cambia tu mundo

-No tengo ni idea de quién es ese personaje.
-Bueno, yo tampoco pero seguro que nos podemos echar unas risas.
-Sí, puede estar divertida, además como los dos tenemos alma de adolescente... jajaja.

Estas suelen ser nuestras conversaciones antes de decidir qué película ver en el cine. Sinceramente no es el tipo de héroe que más me entusiasma, pero como me dijo mi chico, nos podíamos echar unas risas. Bien pensé yo que sería un humor absurdo para adolescentes que se parten la caja por casi todo, con todo mis respetos a los adolescentes, yo también lo fui y crié a tres así que allá que nos fuimos con todos esos prejuicios por mi parte. Pero oh sorpresa, la película tiene bastante más chicha de lo esperado y sin duda, a pesar de lo larga que pudiera parecer, es súper entretenida. Con sus momentos de miedo, de tensión y sin duda de chanzas que para nada son ni cutres ni soeces.  La sempiterna lucha entre el bien y el mal puede decirse que es la trama principal de la película. Adolescentes problemáticos que reciben segundas oportunidades y la saben aprovechar muestran que hay futuro para la juventud en esta película divertida  y con bastante acción. Me sorprendió gratamente y pasé sin duda un rato estupendo. Del reparto poco puedo decir pues salvo un par de caras conocidas como Mark Strong como el villano que llega a villano por culpa de sucesos acaecidos en su infancia, (como tantos otros villanos por otra parte), o Djimon Hounsou en su papel de brujo casi eterno esperando cual templario a su sucesor, el resto son desconocidos para mí. Shazam es un héroe que va descubriendo sus poderes poco a poco con la ayuda de un amigo, yo también tengo un héroe en casa y juntos vamos descubriendo hasta dónde llega nuestro "poder" en un mundo lleno de "villanos".

A este paso cariño nos haremos nuestra propio dúo de superhéroes a lo Batman y Robin o, como mínimo, una colección de experiencias disfrutadas viendo films basados en cómics que no deja de crecer a pesar de que, como muy bien señalas, no siempre conocemos a los protagonistas de dichas historias.

No deja de ser curioso que haya tan pocos rostros conocidos, conocidos a un nivel del gran público que solemos acudir en masa a estos estrenos, pero imagino que no siempre podemos esperar que actores y actrices de renombre encabecen los carteles. Sea como sea, esto no es una rémora puesto que, todo el reparto funciona a la perfección pensando en lo que pretende Shazam, que no es otra cosa que entretenernos y, todo hay que decirlo, dar un cierto mensaje a los más jóvenes.

Película que, en definitiva, muchos dejarán pasar por no ser Wonder Woman o Aquaman, todos personajes de DC, pero que está por encima de algunas de las adaptaciones que Warner Bros trata de llevar al nivel de Marvel en cine pero que pocas veces consigue. Ideal para ver en familia con tus hijos o sobrinos adolescentes y para reírse un buen rato.

jueves, 20 de octubre de 2022

Cerdita, la decisión final siempre es nuestra

De esta película he leído de todo, que si una obra maestra, que si es bastante mala, que solo se salva la fotografía, etc, etc. Para gustos los colores y yo tengo mi propia  opinión. Me ha gustado, así sin más. Creo que una de las cosas más notables de esta cinta es la denuncia que se hace sobre el acoso o bullying entre los jóvenes. No destripo nada ya que se ve en todos los trailers, pero además se ve claramente el desconocimiento de los padres a este respecto, tanto por un lado como por el otro. Que la venganza no siempre es la mejor opción y que no debemos crer que lo que parece ser siempre es. 

Un thriller que se desarrolla en un ambiente rural que en ocasiones parece anclado en el pasado, en los años ochenta más concretamente y donde algunos de los lugareños parecen estar descolgados de la civilización. 

Es difícil no empatizar con la protagonista dada la crueldad con la que otros la tratan debido a su obesidad. Laura Galán/ Sara una actriz completamente desconocida para mí, hace una magnífica interpretación, por no hablar de Carmen Machi que está fantástica también. Y hasta aquí mi impresión más visceral de la película. Doy paso a mi pastelito ochentero. Los que hayáis visto la película lo entendéis. 

Si es un Bony o un Tigretón entonces sí, soy tu pastelito hasta que la muerte nos separe. Que no sea a manos de un desconocido eso si.

Como coincido en todo con mi querida esposa en cuanto al reparto y demás, voy a empezar por hablar de algo más personal. Sé muy bien lo que siente el personaje de Laura Galán porque fui un niño obeso hasta los primeros cursos del instituto, cuando yo mismo decidí cambiar esa situación, y aunque nunca sufrí un acoso tan bestial como el que nos muestra el film, reflejando muy bien la realidad actual, la verdad es que al final hasta los que eran tus amigos, si se querían meter contigo recurrían a tu aspecto: bola de sebo, gordo, etcétera.

Se dice que los niños son muy crueles pero, remitiéndome también a lo que Carlota Pereda nos muestra en la cinta, pienso que los críos son tan crueles como los adultos que les rodean, solo que las más de las veces los mayores se contienen a la hora de meterse con los demás por convencionalismo más que por convicción. De eso deberían aprender muchos padres, como ya digo, plasma genialmente la directora.


Conseguir una ópera prima como esta, donde todo el reparto está a la altura de lo que esperas en un pueblo perdido, sea en la parte de la geografía española que sea; donde el psicokiller de turno no tiene nada que envidiar a los de las películas slasher americanas y la brillante factura técnica me demuestran que en la industria española tienen que perder el miedo a dar oportunidades a gente nueva que quiera contar las historias de otra manera. Personas que son capaces de entretener y transmitir ideas al mismo tiempo.

Y por supuesto, nosotros, como espectadores, debemos acudir a las salas para que sigan habiendo en el futuro más primeros largometrajes como este. También es nuestra responsabilidad.

jueves, 13 de octubre de 2022

Modelo 77, en una prisión no hay quien viva

La verdad es que hay géneros cinematográficos que me cuestan un poco, la comedia romántica, el terror y las historias carcelarias. Pero lo cierto es que tenía curiosidad por esta cinta, básicamente porque uno de los protagonistas es Javier Gutierrez que me parece un actor como la copa de un pino. La primera vez que lo vi fue en la serie Águila Roja y me encantaba su papel de mayordomo/escudero torpón pero valiente, dispuesto a dar la vida por su amo y su familia. Así que cuando lo vi en otros papeles con un registro tan diferente, pensé "wow, es un actorazo". Y así me lo ha demostrado en esta ocasión una vez más. El tandem Gutierrez - Herrán funciona de maravilla. A este último no había tenido ocasión de verle en otros papeles, de hecho no lo conocía,  pero lo cierto es que no lo hace nada mal.


En cuanto a la historia basada en hechos reales, seguramente es fiel a lo que ocurrió en aquella cárcel de Barcelona en la que los reclusos no parecían tener siquiera derecho a un jucio. Cierto es que todo se ambienta en la España que empezaba a dejar atrás una dictadura y en la que se daba inicio a una transición a la democracia no exenta de dolor y sufrimiento. Y así era en aquellas cárceles en las que la policía hacía y deshacía a su antojo y sus funcionarios la máxima autoridad. Autoridad que ejercían sin miramientos. El extremo hasta el que los presos estuvieron dispuestos a llegar, creando un sindicato para reivindicar sus derechos se plasma perfectamente en la película. 

La cinta sin duda te sumerje en esas celdas y galerías en las que jamás quisieras estar, y mucho menos por tus ideales, creencias o condición. A mí personalmente me generó impotencia por las injusticias cometidas, por no tener voz y mucho menos derechos. 

Para escribir esta entrada me informé sobre el estado actual de La Modelo. Se cerró en 2017, no hace tanto en realidad, y se puede visitar con guía siendo considerado un lugar de interés histórico. 

Hasta aquí mi reseña básica, desde las tripas, como siempre. Ojalá llegara  un día en el que las cárceles no fueran necesarias porque solo hubiera bondad en el mundo, pero como esto es mucho pedir, yo solo quiero estar presa, si acaso, de tus encantos, mi querido Sr. Purgatorio.

Yo estoy preso de tu gravedad y no me puedo eleval, como no pude elevar mucho mi valoración sobre esta película en términos generales. Paso ahora a explicarme un poco.

Pienso que la trama intenta nadar entre dos aguas, pareciendo Mireia Belmonte en una de ellas y una piedra que, cuando la tiras al agua se hunde lentamente, en la otra. La parte que nos cuenta la amistad del preso joven que quiere cambiarlo todo con otro ya institucionalizado y que solo espera pasar el resto de su vida en prisión sin que le hagan la vida imposible los funcionarios funciona a la perfección; Gutiérrez y Herrán son los culpables de esto. Por contra, lo que se nos quiere transmitir de lo duro e injusto del sistema carcelario en la época de la transición queda muy desdibujado porque no se profundiza de verdad, sino que se nos cuentan las cosas como si se cogieran retazos de un telediario dónde vamos viendo cómo evoluciona el proceso pero casi que te da igual y prefieres que vuelvan dentro de las celdas a contarte lo que pasa allí.

Creo que el topic carcelario está ya muy explotado y que si no consigues darle un ritmo como el de "Celda 211" por ejemplo, acaba siendo un más de lo mismo constante que aburre. Además de esto, las actuaciones como la de Fernando Tejero, cuyo personaje, por su interpretación, sobra totalmente y me gustaría ver a Jesús Carroza haciendo algo que no sea el típico y tópico andaluz o gitano graciosete. O estamos ante uno de los casos de encasillamiento más sangrantes del cine patrio actual o es que, como pasa a demasiados intérpretes españoles, hace de sí mismo una y otra vez en cada papel.

Me da pena no poder decir que me ha gustado más, porque adoro "La isla mínima", también de Alberto Rodríguez, pero esta vez su dirección no me ha mantenido pegado a mi butaca deseando ver qué pasaba después, sino deseando que llegara el final para volver a casa.


lunes, 10 de octubre de 2022

Si las paredes hablasen: Sergio Morcillo

Al volver al Motel he querido irle dando vida y recuperando cosas que se quedaron casi que en proyectos en los últimos tiempos antes de nuestro retiro. Un de ellas son estas entrevistas, sin ánimo de intrusismo, a cuentas de personas o llevadas por personas que quizá no son los más famosos pero que ponen pasión y dedicación en lo que hacen.

Hoy en concreto hablaremos con Sergio Morcillo, al que tuve la suerte de conocer por redes (sería seguro un placer tomar unas cañas o lo que se tercie con él para charlar de cine y del género de terror), desde mis inicios con el blog hace ya muchos años. El primer trabajo suyo como director que pude disfrutar fue su corto "Tus gritos me dan risa", del que incluso tengo una copia en DVD en mi colección de cine. También pude disfutar en su día de "M Is for Metamorphose" y más recientemente de la webserie que dirige para Efecto Pasillo en youtube, "Los reyes del mambo". Del resto de su obra por desgrcia no he visionado nada pero si sienten curiosidad, en este enlace pueden conocer todo su trabajo Filmografía Sergio Morcillo y su perfil en twitter Sergio Morcillo en Twitter. Creo que toca ya empezar con la preguntas.

Hola Sergio. Primero, agradecerte que te prestes a este proyecto de un blog modesto. Pienso que lo primero es que nos cuentes quién es Sergio Morcillo. 

Encantado de estar con vosotros hoy. Es un honor.   

Sergio Morcillo es un fan del cine de terror que ama y pone mucha alma a todo lo que realiza. De siempre me he sentido atraído por este mundo y sinceramente no veo un futuro que no sea dedicándome al cine. Es realmente vocacional.

¿Cómo se inició en ti la pasión por el séptimo arte en general y en el género de terror en particular?

Vengo de una familia fanática del cine de género. Desde muy pequeño siempre me han dado libertad de poder ver películas de miedo. Esto provocaba en mi una especie de sensación extraordinaria. Este tipo de cine siempre me evadía del mundo real pues aunque fui un niño muy feliz también sufrí cierto bullying por parte de niños y hacía que gracias a películas como "Scream" "Halloween" o "Viernes 13" saliera un poco de la monotonía que sufría. Para mí fue terapéutico y reconfortante. De hecho esa pasión la llevo a mis rodajes donde me dejo la piel y sobre todo el alma por trasmitir costumbres y miedos a la pantalla.

¿Crees que en España se valora lo suficiente a los jóvenes directores, especialmente a los de género? Terror, fantasía o ciencia ficción tienen cada vez más presencia en el cine patrio pero, ¿se quedan muchos guionistas y directores con las ganas de llevar a cabo sus proyectos?

El mundo del cine en España es difícil. Es una industria muy cerrada y muy sectaria en algunos ámbitos. Pero inesperadamente hace unos años grandes directores como Alex De la Iglesia está apostando por jóvenes talentos para dar esa oportunidad que nos merecemos. Creo que con trabajo y persistencia todo se consigue pero el factor suerte también es importante en este entorno. Yo conozco a infinidad de directores y guionistas con un talento capaz de cambiar el rumbo del cine Español pero a veces no todo es talento. Espero que cambie poco a poco a mejor.  

Hasta ahora lo tuyo son los cortos. ¿Para cuando un largometraje dirigido por Sergio Morcillo? 

Hablando de largometrajes, actualmente estamos creando lo que será mi ópera prima: Gotas. Esta basado en mi cortometraje escrito por Santiago Taboada. Vimos tanta buena acogida en nuestro último trabajo que era imposible no centrar la atención en extender el mundo que englobaba el corto. Actualmente no puedo contar mucho, pero vamos muy bien encaminados y esperamos que 2023 sea nuestro año.

Extendiéndonos en la idea anterior, ¿a que actores o actrices te gustaría dirigir en un largometraje ya sean nacionales o internacionales? Y rizando el rizo, ¿a quién que ya no esté entre nosotros te habría gustado dirigir? 

Bueno de soñar se vive pero amaría por dirigir a actores internacionales como Courteney Cox, Evan Peters o Jennifer Lawrence. Para mí son actores icónicos.

Nacionalmente amaría trabajar con Macarena Gómez (ya he trabajado pero no dirigiéndola), Luis Tosar o Belén Rueda. 

De los que ya no están uno de mis referentes de todos los tiempos es el desaparecido Paul Naschy. Tuve la suerte de conocerle en persona y además me apadrinó un cortometraje. Le tengo especial cariño. Hubiera sido un sueño.

Dicen que la tierra tira y como canario que soy, me pica la curiosidad. ¿Cómo un director tan amante de la sangre y las vísceras como tú acabó dirigiendo para los buenrrolleros de Efecto Pasillo? 

Ademas de la pasión que me engloba por el cine de terror también soy un apasionado del séptimo arte en todos sus géneros. A través de Rumbo Films me contactaron porque a Warner Músic y a efecto pasillo le gustaba mucho mi trabajo y mi estilo visual y me contrataron para esta gran aventura. Además hacer una historia dando pinceladas de obras como "Jumanji" o "Los Goonies" es el mejor regalo que pueden hacer a un realizador. Mis trabajos siempre tienen que tener un elementos fantástico en la trama y este trabajo encajaba perfectamente en mi filosofía.

No dudo de que un amante del cine de Serie B como tú, incluso del Z que me gusta decir cuando son aun más "malas", podrá recomendarnos aquí algunas películas series fuera del mainstream del horror. 

Títulos como "Street Trash" "Terror visión", "Abuelas Rabiosas", "El Vengador tóxico" o "Combat Shock" son películas que me han marcado de por vida. El bajo presupuesto no es sinónimo de no talento. De hecho cuando menos medios tienes más imaginación le tienes que echar y estos títulos son claros ejemplos de diversión sin pretensiones. Películas necesarias para entender muchas cosas. Mi profesor de universidad siempre nos decía que de lo malo también podemos sacar cosas buenas.

En estos días twitter es muy gafapastil y muy de verdades absolutas. ¿Por qué cees que algunos cinéfilos en las redes se creen superiores a otros por conocer a determinados directores o haber visto ciertos filmes? ¿La gente hoy disfruta del cine o disfruta más poniendo por encima de los demás sus conocimientos sobre el séptimo arte? 

Las redes sociales son muy tóxicas si se emplean de manera excesiva. El fandom de hoy (no todo) es altamente irrespetuoso y como bien dices intentan imponer su gusto y su verdad ante todo el mundo. Estamos en una década marcada por dos tipos de películas: las obras maestras o las basuras. Ya no lees en ningún lado que una película simplemente puede ser divertida. El cine no está hecho para cambiar a las personas sino que solo quiere hacer pasar un buen rato a la persona que está al otro lado de la pantalla. Puede trasmitir más o menos, impactar mucho o dejar indiferente pero eso es lo bonito del cine: la distincion de gustos. Si eso se lleva con respeto todo va bien. También hay mucha frustración y envidia. Poca gente sabe el daño que hacen cuando se refieren a las películas de una manera despectiva y denigrante. Esa gente posiblemente no haga nada en su vida. 

Sé que las redes no dan de comer a casi nadie pero, tras varios años fuera, me sorprende que alguien con tu pasión y carácter no supere los tres mil seguidores. Al mismo tiempo observo, ya lo hacía en el pasado, cuentas cuyo aporte es realmente bajo con decenas de miles incluso. ¿Piensas que la gente sabe valorar una interacción cercana, inteligente y respetuosa o que por contra prefieren siempre más de lo mismo? ¿Están las redes llenas de clones, no bots, de consumo fácil en búsqueda de RT y me gustas? 

Las redes sociales son la gran mentira. Hay cuentas de directores muy tops con pocos seguidores y gente que no hace nada y que sólo buscan la aceptación de "su público" y sin embargo tienen miles de seguidores. Sinceramente la única aceptación que busco es la de mis seres queridos y las personas que día a día luchan como yo para conseguir trabajar en este mundo. Lo demás no tiene que importarnos. Es importante saber distinguir redes de realidad. Es una línea delgada que pocos saben distinguir y se hunden ellos mismos en mentiras y suposiciones. La única verdad es la que tienes en el día a día en la calle y en tu vida. Todo lo demás son bots sin importancia que no suman nada a nuestras carreras.

Como he dicho ni soy ni pretendo ser periodista, ni alargarme en demasía. Así que te transmito la pregunta que nos dejaron en la anterior entrevista. Se trata de un juego, así que ahora debes ser tú quien nos deje un nueva cuestión para la próxima si la hubiera. Si hay algo más que quieras añadir en esta última pregunta, siéntete libre.  

Solo decir que me encantan los blogs como el tuyo. Fans que hablan del cine con libertad y respeto. Que en muchos casos tienen más conocimientos y acercamientos a la industria que los propios medios oficiales. 


Sigue así, siempre tendrás gente apoyándote día a día. Sobre todo darte las gracias por hacerme un hueco en tu Purgatorio. Ha sido todo un placer charlar contigo.

La pregunta de @canalrandom es: ¿cómo se usan las tres conchas? 

Se coge un poco de líquido del interior y se limpian los restos de mierda que se quedan en el trasero. Bullock decía que también se podían usar como instrumento musical tras su uso. Todo un enigma que daría para una saga.

Y mi pregunta para el siguiente es: Si te encargaran una película de terror y el guión no te gusta, ¿la harías o tu orgullo sería lo primero y lo denegarías? ¿Por qué?

sábado, 8 de octubre de 2022

Los renglones torcidos de Dios, enderezados por Oriol Paulo

¡Qué buen cine español estamos disfrutando! Las últimas tres películas que hemos visto en el cine han sido españolas. Como dije en una entrada anterior, por fin se hace un cine diferente. La cinta que ahora mismo nos ocupa no podría describirla con otra palabra que magnífica. Había oído hablar del libro, no en vano es una novela de 1979, o sea que ya tiene unos cuantos añitos, sin embargo no la había leído así que no puedo juzgar si la película es fiel al libro o no. Pero lo que sí puedo decir es que la historia es fantástica.

Barbara Lennie es de esas actrices que yo conocía muy poco y  en esta película me encantó,  el reparto en general me parece muy bueno.  El ambiente que se presupone en un sanatorio mental de la época está perfectamente reflejado en el film, no solo por la localización sino por todos los enfermos que allí habitan. Seguramente esos entornos en la actualidad son bastante mejores y los tratamientos son más humanos. 

A pesar del metraje no se hace larga para nada. Tiene algunos giros sorprendentes que al final no sabes muy bien cómo son las cosas en realidad. Esta es de esas películas que dan para hablar y hablar y cada uno llegará a una conclusión diferente.  Merece más de un visionado y estoy segura que viéndola más de una vez percibiremos detalles que en principio pasaron inadvertidos. La recomiendo sin duda. Seguro que mi amado Sr.Purgatorio piensa muy parecido. Yo por mi parte aprovecho para decir que mi locura es de puro amor por él. 

Que estés loca de amor por mí es normal; lo molo todo. Yo también te amo muchísimo y es una gozada ir al cine en tu compañía y haberte convencido en estos años de que el cine español no es lo que era, para mejor, y hacerte descubrir a actrices como Bárbara Lennie. Yo la conocí en Magical Girl y fue amor interpretativo a primera vista. Es posiblemente la mejor actriz de su generación.

Lo que no puedo hacer es quedarme solo en ella porque Eduard Fernández y un camaleónico Federico Aguado le hacen de magníficos escuderos en un reparto, hasta el más secundario enfermo mental que aparece de refilón, que brilla de una manera impresionante; ayudando así a una ambientación que te traslada a ese sanatorio haciendo que sientas la inomodidad que cualquier visitante cuerdo seguro debía sentir al visitar aquellas instalaciones en unos tiempos donde la dictadura aun daba sus últimos coletazos en la transición.

Si la cinta, como bien dice la Sra. Puratorio, da para debate largo y tendido después de su visionado, es gracias al guión, coescrito por Oriol Paulo y dirigido tan maravillosamente bien por él mismo que jamás tienes claro qué es real y qué no; o más bien crees tenerlo claro, hasta que otro giro u otra frase o actitud de algún personaje te hace replantearte todo de nuevo. También es un acierto que en ningún momento te dan la solución mascadita como sí hacen otras películas similares, en las cuales al final dices: "Estaba loco/a y esto lo vivimos de verdad y esto otro solo estaba en elmundo onírico del personaje".

De factura técnica impecable a todos los niveles, me parece la mejor película española que he visto este año de lejos, puede incluso que la mejor a secas, y además es cine comercial. Espero que los Goya sean justos y se lleve muhos premios y no que esos recaigan en films que han visto cuatro y que gustan mayormente a los críticos.